domingo, 5 de febrero de 2017

Bowie se arrodilla y vuelve al rollo duro, entrevista Primera Línea Nº 52 Agosto 1989




David Bowie: "Nunca me han preocupado demasiado los fans.
Nunca me ha importando lo que la gente piense de mi o de lo que hago."


David Bowie: "No sabes lo bien que me sentí cuando terminamos el tour, 
en Nueva Zelanda y quemamos aquella gigantesca araña. La llevamos
a un descampado y le prendimos fuego. ¡Un verdadero alivio!"

"Me gustaría que oyeras las demos de "Tonight" y "Never let me down". Son
absolutamente diferentes comparadas con el resultado final. Deberías oír la
maqueta de "Loving the alien". Era maravillosa."

"En Low la música era casi terapéutica, expresaba mi estado emocional. Era como un
desecho de mi vida... nunca hablé de eso con la compañía de discos. 
Jamás se lo conté a nadie. Simplemente hice el álbum en ese estado."

"Me da mal rollo escuchar "Low". Me acuerdo de todo al instante."



Bowie: Vamos a seguir juntos durante algún tiempo. Queremos grabar un par de elepés más por lo menos. Además, mientras disfrutemos tocando juntos, ¿por qué no? tenemos muy claro que en el momento en que no nos divirtamos más lo dejaremos... Yo, por mi parte, estoy tan ilusionado con el proyecto que me gustaría empezar mañana mismo la grabación del próximo disco.

- ¿Y no son demasiados cambios ya? Tus fans deben estar más que desconcertados.

Bowie: Bah, Nunca me han preocupado demasiado los fans. Nunca me ha importado lo que la gente piense de mí o de lo que hago.

- Pero ésta es la primera vez que haces un grupo, ¿no? Es algo diferente...

Bowie: Sí, pero solo hasta cierto punto. desde luego, con Tin Machine me he lanzado a hacer algo que nunca había hecho. Porque cuando tocaba con los Spiders, se hacía lo que yo decía. Yo era joven. Iba a conquistar el mundo. A esa edad te crees capaz de todo... En cambio ahora, estoy en una banda en la que todos los miembros opinan y deciden. Eso ya es más complicado. (Ríe)

- ¿Qué sentiste al terminar de grabar el disco?

Bowie: ¡Estaba muy nervioso! Quería que funcionara. Tenía miedo de que las cosas no salieran bien...

- ¿Y si hubieran salido mal?

Bowie: No sé. Lo habría intentado olvidar de algún modo. Lo habría hecho por mi propia salud. mental. Verás, yo necesitaba hacer algo, volverme a apasionar con algo. No podía seguir así. Tenía que salir de la mierda fuese como fuese...

- ¿Tan mal estabas? ¿Lo dices por la gira del verano pasado?

Bowie: Sí, estaba todo el tiempo estresado. tenía que tomar una decisión a cada momento. era un espectáculo tan grande y tan poco manejable. Todo el mundo tenía siempre algún problema, y yo estaba sometido a una presión insoportable... Fue increíble. No sabes lo bien que me sentí cuando terminamos el tour, en Nueva Zelanda, y quemamos aquella gigantesca araña. La llevamos a un descampado y le prendimos fuego. ¡Un verdadero alivio!

- ¿Qué te parecen ahora tus anteriores discos? "Tonight" y "Never let me down" fueron un poco flojos, ¿no?

Bowie: Depende. Siempre he pensado que las canciones eran buenas, pero reconozco que todo se vino abajo por culpa de la producción. Realmente, nunca debí haberles dado un sonido tan pulcro, tan de estudio... Me gustaría que oyeras las "demos" de esos álbumes. Son totalmente diferentes comparadas con el resultado final... Deberías oír la maqueta de "Loving the alien". Era maravillosa. 

- ¿Qué me dices de las letras del nuevo elepé? Me parecen tremendas y muy fuertes...

Bowie: ¿Ah si? Bueno, quizás sea porque Reeves es muy extricto con eso. Busca a toda costa la espontaneidad, y no me dejó retocarlas. Por eso han quedado claras, tan directas...

- En "Pretty Thing" citas a Madonna...

Bowie: Eso fue de una noche que nos fuimos por ahí con Sean Penn, y nos contó unas cuantas cosas. Sabes a lo que me refiero, ¿verdad?

- Uhmmm

Bowie: Da igual, es una tontería. Estaba intentando acordarme de algo... En fin, de cualquier forma, es una canción muy tonta. 

- ¿Y qué hay de la versión del "Working class hero" de John Lennon? Fue idea tuya, claro...

Bowie: Sí, la verdad es que siempre ha sido una de mis canciones favoritas. me gusta mucho el primer álbum en solitario de Lennon. Tiene canciones muy buenas, y hay una honestidad tremenda en las letras; en esa en particular. Además, pensé que sonaría muy bien con unos arreglos de rock.

- Algunas partes del disco suenan un poco a la Velvet Underground. ¿Has estado escuchando sus discos últimamente?

Bowie: No, ya estoy muy viejo para eso. Además, aquello fue en el 71...

- De Lou Reed, ¿sabes algo? ¿Qué te parece su último disco "New York"?

Bowie: Siempre he pensado que Lou escribe mejor que yo. Es de esa clase de personas que se sienta y observa a la gente pasando a su alrededor, y toma notas. Es muy neoyorquino. Creo que podría haber sido un gran escritor de no haber sido músico. Escribiría sus pequeños ensayos, y los publicaría en el "New Yorker"... Es un periodista nato. Se ha convertido en una especie de Woody Allen musical, escritor, observador... Para mí todavía hay mucho simbolismo y mucha emoción en sus letras... Hay un par de estrofas en la letra de "Crack City" con mucha intención: "te enterrarán en terciopelo y te pondrán bajo tierra"). El canto fúnebre a la droga -y no se trata de una alusión a Lou porque él está limpio-, el sonido que uno asocia con ese particular estilo de vida se representa mucho más en los primeros Velvets. Y yo tengo la esperanza de haber denunciado eso en ese par de estrofas. 

- Ya que mencionamos las drogas, ¿has tomado alguna mientras grababas el disco?

Bowie: No, ya no tomo drogas. De hecho nadie en Tin Machine las toma. Todos tenemos una perspectiva a la que queremos hacer ahora con nuestras vidas. ¿Para qué vamos a perder el tiempo? Nos gusta lo que hacemos y queremos disfrutarlo como realmente es.

- O sea, todo lo contrario que "Low"

Bowie: O, por lo menos, algo diferente. Por aquella época yo era una persona completamente distinta. Había pasado mi mayor periodo de drogas, y Berlín fue mi manera de escapar de todo aquello y tratar de descubrir cómo se vive sin drogas. Es muy duro... Estás arriba y abajo todo el tiempo, vacilando constantemente. Por eso en "Low" la música es casi terapéutica, expresaba mi estado emocional. Era como un desecho de mi vida... Nunca hablé de eso con la compañía de discos. Jamás se lo conté a nadie. Simplemente hice el álbum en ese estado.

- ¿Por qué escogiste Berlín para desengancharte?

Bowie: Porque Jim (se refiere a Iggy Pop) y yo teníamos el mismo problema. Y sabíamos que esa es la clase de ciudad por la que puedes andar sin que la gente te pare por la calle. La gente allí es muy irónica, casi cínica. Y es un buen sitio para un examen de conciencia, para intentar descubrir qué es lo que quieres hacer realmente con tu vida.

- ¿Te da mal rollo escuchar ahora "Low"?

Bowie: Sí, me da. Me acuerdo de todo al instante. 

- ¿Sigues al tanto de lo que ocurre en el mundillo musical británico a pesar de no vivir ya en el Reino Unido? ¿Hay algo que te haya llamado la atención últimamente?

Bowie: Escucho un montón de cosas que vienen de allí, pero no he encontrado nada que me haya interesado realmente... Morrissey no está mal. Es un excelente letrista, uno de los mejores letristas salidos del Reino Unido en los últimos años. No le he visto nunca en directo, pero sus discos me encantan.

- Hablando de directos, ¿cómo se porta Tin Machine en concierto?

Bowie: Procuramos no tocar más que en pequeños teatros, crear una especie de intimidad con el espectador... Actuamos juntos por primera vez en el club de Nassau, donde estábamos grabando el elepé. Y ni siquiera nos anunciaron. Subimos al escenario, tocamos cuatro o cinco canciones, y al bajar era muy gracioso oír a la gente exclamando: "¡Es David Bowie!" No, no puede ser él. ¡Lleva barba!"

- ¿Te gusta el hardcore?

Bowie: Me encanta el trash y el speed metal. Claro que depende de los grupos... ¿Sabes?, estaba poniendo este disco en casa hace poco, y mi hijo, que tiene diecisiete años y escucha hardcore, me dijo: "¿Ese eres tú papá?". No se lo creía. 

- Para terminar, ¿qué significa para ti Tin Machine?

Bowie:  Es mi banda favorita. Me da todo lo que le pido a la música en estos momentos. Siendo de donde soy, estando donde estoy, a mi edad, Tin Machine es todo lo que necesito. Y ésta es la primera vez en mucho tiempo que soy capaz de decirlo. 
















No hay comentarios:

Publicar un comentario